Artículos Destacados

Un Santuario Para Amar y Descansar

105Vistas

Mientras leía un artículo basado en la importancia del descanso quedé  muy sorprendida al descubrir que las estadísticas revelan que el 30% de los americanos duermen menos de seis horas cada noche. Siempre se ha dicho que necesitamos por lo menos 8 horas de sueño para que nuestro cuerpo funcione adecuadamente, aunque algunos adultos y jóvenes necesitan un promedio de 9 a 10 horas. De todas formas si aplicamos las estadísticas estaríamos hablando de un déficit de 4 horas de sueño diariamente lo cual representan una pérdida significativa en la vida de una persona. Unido a esto ya sabemos que la pérdida de sueño produce alteraciones en nuestro sistema que pueden llegar a producir trastornos de salud como la diabetes, hipertensión arterial y obesidad. En las mujeres se sabe que las que duermen menos de 5 horas diarias aumentan la propensión de desarrollar enfermedades cardiovasculares.

Siendo que el sueño nos ayuda a mantenernos en forma física, mental y emocionalmente, ¿por qué no cuidamos más esas horas de sueño? La falta de descanso es en muchas ocasiones el elemento que desata problemas matrimoniales. Cuando la pareja está cansada ya sea porque uno o ambos no han descansado lo suficiente es muy fácil que pequeños detalles generen una tempestad que resulte en daño para la relación. No hay otro lugar mejor donde la pareja puede disfrutar del descanso que necesita que en su habitación matrimonial. Ese lugar tan especial necesita ser considerado un santuario para el descanso y el amor.

La gran pregunta es ¿cómo es su alcoba matrimonial?  Cuando usted se para en la puerta de su habitación, ¿qué ve? ¿Sabía usted que todo lo que hay en el cuarto matrimonial influye grandemente en la relación matrimonial? Siempre que tengo la oportunidad de presentar un tema a las parejas en los retiros donde asistimos mi esposo y yo, aprovecho la oportunidad para presentar algunas recomendaciones para hacer del cuarto matrimonial el santuario del que les estoy hablando. Por tal motivo voy a dedicar varios artículos para destacar algunos aspectos que deben tomarse en consideración al evaluar la atmósfera de  su alcoba matrimonial con el único propósito de que los lectores se animen a practicarlos para que puedan comenzar a disfrutar del descanso necesario así como del ambiente para el amor que toda pareja necesita.

Recomendación #1 – EL CUARTO MATRIMONIAL DEBE SER ATRACTIVO

En un artículo escrito por Terry Willis sobre la importancia de que el cuarto matrimonial sea atractivo, él comenta que en el hogar muchas de las habitaciones tienen usos múltiples, pero en lo que respecta a la alcoba matrimonial los muchos usos no se aplican. Este lugar debe ser dedicado únicamente al descanso y el romance y no importa si el espacio es pequeño usted debe hacer que esa habitación sea y se sienta totalmente diferente de las demás.

La mayoría de las mujeres decoramos nuestra casa con los detalles que nos gustan. Lo mismo se debe hacer con el cuarto matrimonial. Por lo regular se dedica más tiempo a la decoración de la sala y otros ambientes de la casa porque son los espacios que las visitas ven con más frecuencia, y se deja la decoración y el arreglo del cuarto matrimonial para lo último o simplemente no se le presta mucha atención. No quiero decir que los ambientes más públicos del hogar no son importantes, pero ninguno de ellos es de mayor importancia que el lugar donde la pareja descansa, comparte y se demuestra amor. Te sugiero que le des una mirada minuciosa a toda la habitación; mira el color de las paredes, los cuadros, las cortinas, las sábanas, el cubrecama, los muebles, el colchón, todo lo que hay en ese cuarto. ¿Te parece que lo que hay allí le envía a tu esposo un mensaje de tu amor por él?

Es posible que nunca antes lo hubieras pensado pero esa habitación dice mucho de lo que eres, de tus gustos, de tu personalidad, y de lo que deseas que ese lugar sea para ustedes dos. Y todavía tengo algo más que decirte; esa habitación les envía un mensaje a tus hijos de lo mucho que amas a su padre y a ellos. Una habitación desordenada, que parece más el depósito de la casa que un lugar para el descanso resulta poco romántica y atrayente.  Tal vez tu esposo nunca te haya comentado lo que piensa de la habitación pero te aseguro que si ambos hablan al respecto vas a descubrir algunos detalles que te sorprenderán.  Te aseguro que a los hombres por distraídos o poco detallistas que sean les gusta las cosas bonitas y bien arregladas.

Espero que hagas planes para revisar los detalles que te he mencionado sobre la habitación matrimonial para que comiences a hacer los arreglos necesarios de manera que ese santuario de amor y descanso comience a cumplir con su función apropiadamente. Como última recomendación quiero que sepas que no es necesario invertir grandes cantidades de dinero para convertir una habitación en un lugar agradable. La limpieza y el orden aplicados correctamente serán el primer paso para el cambio que necesitas.

En mi próximo artículo te compartiré otras ideas. Por el momento te animo ¡a trabajar en este proyecto! 

Evelyn O.

Leave a Reply